Una comida diaria para cambiar la vida de niños vulnerables de Jalalpa (México)

El comedor Santa María ofrece nutrición y educación a niños sin oportunidades

El comedor Santa María ofrece nutrición y educación a niños sin oportunidades El comedor Santa María ofrece nutrición y educación a niños sin oportunidades

Jalalpa se encuentra en el Delegación Álvaro Obregón, en México, una zona asolada por la droga, la miseria, la soledad y la violencia, en la que el 75% de los niños se encuentra en situación de inseguridad alimenticia, con imposibilidad, por falta de recursos, de acceder a una cantidad suficiente de alimentos nutritivos que les pueda permitir un crecimiento y desarrollo normal.

El Comedor Santa María ofrece a estos menores en situación de vulnerabilidad una comida diaria, que incluya todo lo que necesitan para crecer, con menús ricos en hierro y con el aporte energético adecuado para cada edad.

Cuando los niños dejan de estar hambrientos, cuando su desarrollo físico es normal, en el comedor se trabaja en su educación, en apoyarles para evitar que abandonen los estudios y inculcarles valores para reducir la violencia y fomentar la resiliencia.

510 personas, niños de 0 a 14 años, embarazadas y madres en periodo de lactancia, pasan a diario por este centro en el que además de alimentación, paz y seguridad, se les ofrecen oportunidades para un futuro mejor.