¿Demasiado sol para la vista? Lleva una gafa de sol adecuada

¿Demasiado sol para la vista? Lleva una gafa de sol adecuada ¿Demasiado sol para la vista? Lleva una gafa de sol adecuada

La vista es, sin duda, uno de los sentidos más importantes para la conducción y es ahora en verano cuando el sol puede llegar a entorpecer nuestra visión de una manera más brusca. Por ello, debemos llevar los cristales del coche limpios para evitar que el deslumbramiento sea mayor. Además, es muy importante llevar unas gafas de sol adecuadas. Recuerda que no todas valen y que para conducir hay algunas más apropiadas que otras. 

Actualmente, todas las marcas deben superar los controles de calidad de la Unión Europea. De esta forma, las siglas CE en las gafas nos indicarán que han superado correctamente los requisitos exigidos para ser comercializados por la UE. 

Si tenemos que elegir una gafa para conducir, lo más adecuado es elegir una gafa de sol polarizada y de color gris. ¿El motivo? Los cristales polarizados reducen los deslumbramientos al tener mejor filtros UV, elimina los brillos y ofrecen un mayor contraste en carretera. Es cierto que por este motivo suelen tener un coste mayor al resto de gafas.

En lo que se refiere a los cristales grises, alteran menos los colores de tu entorno. Importante para distinguir bien las señales, los semáforos… También ofrece un mayor contraste. 

Procura elegir unas gafas con una montura que se ajuste bien. De esta forma, evitarán que se te caigan. Los expertos indican que el filtro 3 es el idóneo para los conductores, especialmente para las zonas de alta montaña y la playa. Para otoño e invierno se aconseja el filtro 2. Los especialistas desaconsejan totalmente el filtro 4 para la conducción, ya que es para una luminosidad solar extrema.

A la hora de comprar unas gafas, ya sean de ver o de sol,  es importante acudir a una óptica, donde podrá ser asesorado según sus necesidades.

En este sentido, también es muy importante hacerse una revisión de la vista periódicamente. Se aconseja una vez al año o cuando notemos un empeoramiento de nuestra visión. No debemos esperar a la renovación del carnet de conducir para hacerlo ya que para entonces puede que no podamos realizar el tratamiento adecuado y podemos estar conduciendo sin tener nuestra visión en perfecto estado, con el riesgo que eso supone. 

Según el Colegio Nacional de Ópticos-Optometristas, las disfunciones oculares y visuales aumentan un 25% durante la época estival. Por este motivo es importante utilizar una gafa de sol adecuada y no sólo cuando estemos conduciendo. También en la playa, piscina o de paseo. Además, debemos asegurarnos de comprobar acerca de la posible fotosensibilidad a cualquier medicamento que estemos tomando.

Cuestión de colores

  • Lente de color gris: adecuada para conducir. Refleja bien los colores
  • Lente de color marrón: perfecta para deportes al aire libre ya que mejora los contrastes y la profundidad de campo. También aconsejable para las personas miopes.
  • Lente de color amarilla: efectivas cuando hay poca luz. Perfecta para días nubosos y/o con niebla. No son recomendadas para conducir con sol.
  • Lente de color verde: distorsiona un poco los colores naturales. Sólo si existe mucha luz. Recomendable para deportes náuticos e hipermetropía.
  • Lente de color negra: poco recomendable ya que distorsiona mucho los colores. 
  • Lente de color naranja: adecuado para condiciones de baja luminosidad como la conducción nocturna o con niebla. No apto para el uso solar.