La OMS prevé que si no se aplican las medidas necesarias, los accidentes de tráfico causarán 1,9 millones de muertes cada año

La OMS prevé que si no se aplican las medidas necesarias, los accidentes de tráfico causarán 1,9 millones de muertes cada año La OMS prevé que si no se aplican las medidas necesarias, los accidentes de tráfico causarán 1,9 millones de muertes cada año

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha alertado sobre la siniestralidad vial global afirmando en su último informe que cada año, los accidentes de tráfico causan la muerte de aproximadamente 1,25 millones de personas en todo el mundo. De hecho, advierte que si no se aplican medidas para evitarlo, se prevé que de aquí a 2020 los accidentes de tránsito causen cada año 1,9 millones de víctimas mortales, ¿dónde podemos actuar?.

El informe ‘Global status report on road safety 2015’ remarca que entre 20 millones y 50 millones de personas sufren traumatismos no mortales y, a su vez, una proporción de estos padecen alguna forma de discapacidad. De hecho, las lesiones causadas por el tránsito son la causa principal de muerte en el grupo de 15 a 29 años de edad. En este sentido, remarcar que la mitad de las personas que mueren por esta causa en todo el mundo son "usuarios vulnerables de la vía pública", es decir, peatones, ciclistas y motociclistas.

Una de las principales conclusiones del estudio se centra precisamente en la mayor siniestralidad vial registrada en los países de pocos ingresos. De hecho, a pesar de que los países de ingresos bajos y medianos tienen menos de la mitad de los vehículos del mundo, se producen en ellos más del 91% de las muertes relacionadas con accidentes de tránsito. A esto hay que añadir que sólo 28 países, en los que viven 416 millones de personas (el 7% de la población mundial), tienen leyes adecuadas relacionadas con los cinco factores de riesgo principales: el exceso de velocidad, la conducción bajo los efectos del alcohol, el uso de casco por los motociclistas, la utilización de los cinturones de seguridad y el empleo de medios de sujeción para los niños.

¿Dónde actuar?

Los siniestros de tráfico se pueden prevenir. Por este motivo, desde la OMS piden a los gobiernos de los diferentes países medidas para abordar la seguridad vial de una forma integral, lo que requiere de la participación de muchos sectores (transportes, policía, salud, educación) y velar por la seguridad de las calles y los caminos, los vehículos y los propios usuarios de la vía pública.

Este mismo informe destaca entre las intervenciones eficaces: el diseño de una infraestructura más segura y la incorporación de elementos de seguridad al decidir el uso de la tierra y planificar el transporte;  mejora de los elementos de seguridad de los vehículos; y la atención mejorada de las víctimas inmediatamente después de los accidentes de tránsito. También destacan como especialmente importantes las intervenciones centradas en el comportamiento de los usuarios de la vía pública, como el establecimiento y cumplimiento de leyes relacionadas con los factores de riesgo fundamentales y la concienciación. 

En este sentido, desde el Área de Prevención de Seguridad Vial de Fundación MAPFRE se ha desarrollado el informe ‘Planes estratégicos europeos de seguridad vial’ (PDF 2,5 MB) donde se han recogido multitud de acciones que contribuirían a reducir la siniestralidad vial.

Por último, pueden encontrar más información sobre este informe así como consejos y medidas para mejorar la seguridad vial en los siguientes canales de Fundación MAPFRE: