Buena práctica en Galicia: Chalecos para reducir atropellos

Buena práctica en Galicia: Chalecos para reducir atropellos Buena práctica en Galicia: Chalecos para reducir atropellos

Más de 2.000 chalecos reflectantes serán repartidos por la Xunta de Galicia y la Dirección General de Tráfico (DGT) con el objetivo de reducir el número de atropellos que se producen después de un accidente de tráfico o cuando las personas están dando un paseo fuera de poblado. Y es que en muchas ocasiones no somos conscientes del importante papel que juega este elemento de seguridad a la hora de prevenir.

El objetivo de esta buena práctica es concienciar y formar a los peatones y también a los conductores en esta materia. Y es que Galicia registra un 5% más de víctimas mortales por atropello que la media nacional y se sitúa en un 18% del total de fallecidos en accidentes de tráfico.

En este sentido, la campaña está dirigida especialmente a las personas mayores para que sean conscientes de la importancia de llevar chaleco cuanto transiten por vías interurbanas, fuera de poblado, en horas nocturnas o cuando las condiciones medioambientales sea de baja visibilidad. También se centran en los conductores, para que sean conscientes de las limitaciones de muchas personas mayores, pongan las luces si la meteorología es adversa y reduzcan la velocidad cuando circulen por zonas con movimiento de peatones.

Y es que no podemos olvidar a que a 80 kilómetros por hora fallecen el 95% de los peatones. Si la velocidad es de 50km/h, este porcentaje se reduce a la mitad. A 30 km/h el índice de mortalidad desciende a un 5%.

¿Cuándo llevar chaleco?

El Reglamento General de Vehículos establece la obligación de llevar en el vehículo dos triángulos de preseñalización del peligro y al menos un chaleco reflectante de alta visibilidad. El uso de un chaleco reflectante de alta visibilidad es obligatorio cuando se salga del vehículo y se ocupe la calzada o el arcén de las vías interurbanas.

En este sentido, el Reglamento General de Circulación también recoge que los conductores de turismos, de autobuses, de automóviles destinados al transporte de mercancías, de vehículos mixtos, de conjuntos de vehículos no agrícolas , así como los conductores y personal auxiliar de los vehículos piloto de protección y acompañamiento deberán utilizar un chaleco reflectante de alta visibilidad, certificado según el Real Decreto 1407/1992, de 20 de noviembre , por el que se regulan las condiciones para la comercialización y libre circulación intracomunitaria de los equipos de protección individual, que figura entre la dotación obligatoria del vehículo, cuando salgan de éste y ocupen la calzada o el arcén de las vías interurbanas. Esto quiere decir que deben contar con la identificación CE.

También deben llevar una prenda reflectante los conductores de bicicletas con el objetivo de puedan ser percibidos por conductores y demás usuarios a una distancia de 150 metros si circulan por vía interurbana; así como todo peatón que vaya por la calzada o el arcén fuera de poblado, entre el ocaso y la salida de sol o en condiciones meteorológicas o ambientales que disminuyan la visibilidad. Ambas prendas deben ser homologadas.