¿Qué ocurre si no llevamos el cinturón de seguridad?

¿Qué ocurre si no llevamos el cinturón de seguridad? ¿Qué ocurre si no llevamos el cinturón de seguridad?

La mayoría de los conductores nos ponemos siempre el cinturón de seguridad. Sin embargo, todavía son muchos los que por reticencia o por olvidadizos siguen subiéndose al coche sin hacer uso de este importante sistema de seguridad. No podemos olvidar que una colisión a 50 km/h contra un objeto rígido equivale a caer desde un tercer piso. ¿Qué puede ocurrir si no llevamos cinturón de seguridad?

Abrocharse el cinturón de seguridad puede reducir hasta un 80% la probabilidad de muerte en un accidente de tráfico. A pesar de todo, todavía algunos conductores y pasajeros no lo usan. En la última campaña de vigilancia, Tráfico detectó nada menos que 2.728 personas sin llevar puesto el cinturón y en tan sólo una semana de controles.

Las consecuencias pueden ir desde lesiones leves hasta lesiones calificadas como graves e incluso la muerte. Todo depende del tipo de accidente y de la velocidad a la que se vaya. En 2014, 194 de los 822 fallecidos usuarios de turismo y furgoneta no hacían uso de dicho dispositivo (el 24%).

Tal y como indican desde la propia DGT, si colisionas contra un objeto rígido, a una velocidad de 120 km/h, equivale a caer desde el piso 14. Las probabilidades de sobrevivir son prácticamente nulas si no llevamos el cinturón de seguridad abrochado.

Además, debemos tener en cuenta que el airbag y el cinturón son complementarios. La plena eficacia del airbag va acompañada del uso correcto del cinturón de seguridad, evitando así abrasiones y consecuencias mayores.

El cinturón no sólo impide que nos lesionemos a nosotros mismos y que salgamos disparados del habitáculo sino también que podamos provocar heridas en otros. Evita así que choquemos contra otros pasajeros del vehículo. No utilizar el cinturón de seguridad en los asientos traseros supone un gran riesgo, ya que en un impacto frontal, la probabilidad de que un ocupante de los asientos de atrás golpee mortalmente a otro pasajero de los asientos delanteros puede ser hasta 8 veces mayor.

No podemos olvidar que en una colisión frontal de un vehículo que circula a 80 km/h si sus pasajeros no llevan abrochado el cinturón, el resultado suele ser la muerte o lesiones graves.

¿Cómo se debe llevar el cinturón?

  • Debe ir ceñido al cuerpo. Por este motivo no se deben usar pinzas o ropa demasiado voluminosa.
  • No se debe poner nada debajo del cinturón.
  • Se debe comprobar, una vez abrochado, que no está enganchado ni enrollado.
  • La parte superior de la cinta tiene que pasar por la clavícula, entre el cuello y el hombro. Si está próximo al cuello, puede causar lesiones graves.
  • El asiento tiene que estar en ángulo recto para evitar el efecto submarino.
  • Debemos cambiar el cinturón de seguridad cuando se sufra un golpe ya que puede haber perdido eficacia e incluso puede tener roturas en los sistemas de anclajes.