El equipamiento básico del motorista contra la lluvia

Es una obligación tener en cuenta el equipamiento del motorista para ir perfectamente protegido, no sólo en caso de caída sino para hacer frente a las inclemencias del tiempo, sobre todo en épocas del año con lluvias y viento habituales como en otoño y primavera.

A continuación, vamos a enumerar y explicar los elementos del equipamiento más importantes para conducir en moto con lluvia.

Ropa de agua

Normalmente, puedes utilizar chaqueta, pantalón (de cordura), guantes y botas impermeables. Las capas y los forros que llevan estos artículos pueden ser suficientes en desplazamientos cortos o cuando la lluvia es leve.

En esta ocasión, olvídate del cuero, ya que se trata de un material que se deteriora bastante con el agua y filtra el agua calándote por dentro. Con el agua absorbida, la chaqueta de cuero adquiere peso, se hace más incómoda y tarda mucho en secarse.

Si la lluvia es fuerte o vas a estar expuesto a la lluvia durante bastante tiempo, no dudes en equiparte con ropa de agua. Existen gabardinas para cubrir todo el cuerpo o incluso forros y vestidos externos de chaqueta y pantalón que puedes poner por encima que aíslan perfectamente de la lluvia.

Otros accesorios contra la lluvia

Como bien debes saber, el casco integral es tu mejor opción para ir mejor protegido en caso de impacto. Cuando llueve, una de los mayores inconvenientes que tiene es que se empaña con mayor facilidad, lo cual hace la conducción más incómoda y peligrosa. Si haces trayectos urbanos a baja velocidad, podría bastar con abrir ligeramente la pantalla del casco para que entre el aire y no se forme el vaho. Sin embargo, si las condiciones son más extremas y circulas a velocidades más altas, debes mantenerla cerrada. Para evitar el empañamiento, existen accesorios como el Pinlock, una especie de doble pantalla anti-vaho. No dudes en instalártelo en tu casco.

El equipamiento básico del motorista contra la lluviaSi eres usuario de scooter, una opción magnífica para protegerte del frío y de la lluvia son las mantas. Éstas se pueden acoplar al propio scooter, pero también existen otras que se pueden adaptar a la persona a modo de delantal.

A veces los guantes no son suficientes para mantener el agua a raya. Puedes instalar cubrepuños para proteger las manos y el antebrazo. Sin embargo, te recomendamos desinstalarlos cuando no haya lluvia o frío para tener mayor libertad de movimientos.


Por supuesto, desaconsejamos utilizar plásticos o bolsas para proteger contra la lluvia en los puños o las estriberas, ya que podrás resbalar y perder el control de la moto.

Más consejos

Para protegernos de la lluvia, debemos tapar todos los huecos que hay entre cada elemento de nuestro equipamiento. Por eso, ten en cuenta cuando te pones los guantes e intenta que las mangas de la chaqueta queden por dentro del guante.

Por el contrario, cuando hablamos del pantalón y las botas, es preferible que sean las botas las que queden por dentro del pantalón para que así los pies queden a salvo de las gotas de agua. Por último, apelamos a la conducción responsable y con una conducción mucho más a la defensiva debido a las difíciles condiciones y el mayor riesgo de accidente cuando hay lluvia y el suelo es mucho más deslizante.