X

Peinado, Joaquín

Nacimiento: Ronda, Málaga, 1898

Fallecimiento: París, 1975

Descripción:

Con trece años es matriculado en un colegio británico en Gibraltar, donde, además de aprender la lengua inglesa, recibe clases de dibujo del natural. En 1918 ingresa en la Escuela de Bellas Artes de San Fernando de Madrid, donde se cuentan entre sus maestros Cecilio PlaMiguel Blay o Romero de Torres. En la biblioteca de la institución tiene su primer contacto con la pintura impresionista y la obra de Cézanne y Picasso. Frecuenta la Residencia de Estudiantes, entrando en contacto con LorcaBuñuelPepín Bello o José Bergamín.

En 1923 se traslada a París donde residirá hasta su muerte. Recibe clases en las academias Ranson, Colarossi y la Grande Chaumière. Al año siguiente participa en el Salon d’Automne; es su primera exposición en la capital francesa y el punto de partida de su relación con Picasso. Le siguen las muestras en los salones de los Indépendants y Surindépendants, en los que expone hasta 1930. En 1925 participa en la Exposición de Artistas Ibéricos, ocasión en la que recibe una crítica elogiosa de Juan Ramón Jiménez, quien señala su acento personal en una obra que califica como “picassiana”.

En 1926 interviene en la representación en Ámsterdam de El retablo de Maese Pedro, de Manuel de Falla, con dirección escénica de Buñuel. Participa, así mismo, con Jacques Feyder en los decorados de la película Carmen. Ilustra La flor de Californía (1928), de José María Hinojosa, y colabora con ilustraciones en La Gaceta LiterariaGallo y Litoral. En su obra, de raíz cézanniana y cubista, el dibujo tendrá siempre un papel determinante.

Durante la Guerra Civil desempeña labores en la oficina del Patronato de Turismo de la República en París. Terminado el conflicto, realiza trabajos publicitarios e ilustraciones para publicaciones periódicas francesas. En 1943 participa en la colectiva Un groupe d’artistes de l’École de Paris, su primera exposición tras abandonar temporalmente la pintura en 1930. Tras la Segunda Guerra Mundial vuelve a exponer de manera asidua en el Salon d’Automne y realiza su primera individual en la parisina Galerie Roux-Hentschel. Desde entonces, su obra estará presente en numerosas colectivas celebradas en París, Londres, Praga, Belgrado, Lima, Estocolmo y Oslo, entre otras ciudades.

Tras treinta y seis años de ausencia, regresa a España en 1969 para exponer, con rotundo éxito, en las salas madrileñas de la Dirección General de Bellas Artes. Da comienzo así la etapa de libertad e independencia económica y creativa de sus últimos años. Participa Galería Theo de Madrid en la muestra Artistas españoles de la Escuela de París, primera en la que se evalúa esta escuela.

Isabel Menéndez