Schwitters, Kurt

Inicio > Arte y Cultura > Colecciones > Schwitters, Kurt

Autor

Kurt Schwitters

Nacimiento:
Hannover, Alemania, 1887

Fallecimiento:
Ambleside, Reino Unido, 1948

Descripción

Entre 1908 y 1909, Kurt Schwitters frecuentó la Escuela de Artes y Oficios de Hanover y después, hasta 1914, estudió en la Academia de Arte de Dresde. Ya desde 1912 participó en las exposiciones que regularmente organizaba el Círculo Artístico de Hanover: la Gran Exposición de Arte y el Salón de Otoño.

En 1917 fue llamado a filas, aunque en breve le acabaron expulsando del ejército. En junio de ese año empezó a trabajar en la Siderurgia de Wülfel, en Hanover, como delineante industrial, puesto que abandonó durante la revolución de 1918. Entonces, a pesar de sus dificultades económicas, estudió dos semestres de arquitectura. En 1918 expuso obras de un estilo cubofuturista en la galería Der Sturm, de Berlín, lo que supuso su aparición en el escenario de la vanguardia alemana. En ese mismo año conoció a Hans Arp.

Acabada la guerra, en 1919 construyó sus primeros assemblages y collages a partir de pequeños fragmentos de madera, recortes de periódico, billetes de tranvía y otros materiales de desecho, que se transfiguraban en sus obras mediante la incorporación del color o la adición de palabras o frases. “Se puede gritar con restos de basura –declaraba– y lo hice encolando y clavando estos desechos. Los denominé Merz, eran como mi oración por el final victorioso de la guerra […]”. La palabra “Merz” provenía de la mutilación fortuita de “Kommerz” que había aparecido en uno de sus collages. Paralelamente, Schwitters dio conferencias y organizó veladas-Merz en Alemania, Holanda y Checoslovaquia.

Además de crear su propio movimiento de vanguardia, mantuvo estrechos vínculos con los dadaístas de Zúrich y Berlín. En 1922, a través de Theo van Doesburg, entró en contacto con el grupo holandés De Stijl. La huella del arte geométrico de los holandeses y de la exposición de arte ruso contemporáneo que había visto en Berlín le llevaron a acercarse a planteamientos constructivistas. En septiembre de ese mismo año organizó con Arp un meeting-dada en Weimar.

A mediados de los años veinte, organizó su Merz-Werbezentrale, trabajando con éxito como asesor y diseñador publicitario de grandes firmas industriales de Hanover y la municipalidad. Sus ingresos como diseñador de anuncios y tipógrafo revertían en buena parte en la revista Merz, que editó entre 1923 y 1932 y donde se difundió el espíritu del dadaísmo, además de contribuir a la modernización de la tipografía y el diseño gráfico.

Durante los años treinta participó en las actividades del grupo Cercle et Carré y en 1932 se unió a Abstraction-Création. En 1937, debido a la presión ejercida por los nazis, emigró a Noruega. Tanto allí como en Inglaterra, adonde fue en 1940, se ganó la vida pintando paisajes y retratos de encargo.

Noemi de Haro