Esto es lo que ocurre cuando se va detrás sin la debida seguridad

Los niños menores de 135 cm con sistema de retención infantil en los asientos traseros (salvo determinadas excepciones) y los adultos y mayores de 135 cm con cinturón de seguridad.

Inicio > Blog > Esto es lo que ocurre cuando se va detrás sin la debida seguridad

Seguridad Vial

Los niños menores de 135 cm con sistema de retención infantil en los asientos traseros (salvo determinadas excepciones) y los adultos y mayores de 135 cm con cinturón de seguridad. Así lo determina la ley y el motivo está más que justificado, es muy importante que siempre se vaya bien sujeto, aunque se viaje en los asientos traseros. 

Tanto adultos como niños, detrás también deben ir bien sujetos

Tal y como recuerda la Dirección General de Tráfico, llevar el cinturón de seguridad en los asientos traseros es fundamental. Los numerosos controles realizados demuestran que hay un mayor número de gente que no se pone el cinturón detrás que en los asientos de delante.  Hay que tener en cuenta que en un impacto frontal, la probabilidad de que un ocupante de los asientos de atrás golpee mortalmente a otro pasajero de los asientos delanteros se multiplica por ocho

El cinturón reduce a la mitad el riesgo de muerte en caso de accidente. De hecho, a 80 km/h un choque frontal sin llevar puesto el cinturón de seguridad, suele llevar aparejado resultado de muerte o lesiones graves.

Los menores de 135 cm. detrás con sillita

Los motivos para llevar cinturón están más que justificados: protege tanto de salir despedido del habitáculo como de impactar contra el parabrisas. Los menores de 135 cm son demasiado pequeños para ir sólo con el cinturón de seguridad. De ahí que necesiten sistemas de retención infantil apropiados a su talla y peso.

¿Qué ocurre si un niño menor de 135 cm viaja en los asientos traseros sólo con el cinturón de seguridad? Tal y como se muestra en un crash test realizado por Fundación MAPFRE, el cinturón presiona la zona del cuello del niño pudiendo provocar lesiones graves en esta zona. También se observa que el maniquí se desliza hacia delante haciendo que el cinturón pueda presionar su abdomen y pudiendo provocar una situación de efecto submarino:

Por eso no basta con poner un cinturón de seguridad a un niño, debe ir con el correspondiente sistema de retención infantil.

¿Qué ocurre si no lleva nada?

Ya sabemos qué ocurre cuando viajan sin ningún sistema de retención

Esto es lo que ocurre cuando quién va detrás sin llevar cinturón es un adulto, tal y como muestra el IIHS (Insurance Institute for Highway Safety).

Un crash test realizado por ADAC muestra qué ocurre, además, cuando el niño en cuestión viaja sin ningún sistema de retención y mirando por la luna trasera. El menor sale disparado golpeándose con la parte delantera del vehículo:

Igualmente, contamos con un apartado con recomendaciones para niños con capacidades distintas y sus desplazamientos en coche. 

Por último, desde Fundación MAPFRE te ofrecemos esta guía ‘Bebés y niños seguros en el coche: sillitas para automóviles’, que cuenta con el apoyo de la Federación de Asociaciones de Matronas de España (FAME).