Favorecer el descanso

Favorecer el descanso Favorecer el descanso
  1. Mientras un bebé puede pasar un tercio de su vida durmiendo, los niños que tienen entre 4 y 5 años necesitan dormir entre 10 y 12 horas. Los que ya son más mayores entre 9 y 10 horas, y para los adultos con descansar entre 6 y 8 horas el cuerpo tiene suficiente para aguantar el ritmo diario.
  2. Haz ejercicio de modo regular. Practicar deporte libera endorfinas y nos hace sentir bien; además, favorece el descanso.
  3. Aliméntate de forma sana y equilibrada. Toma un buen desayuno y cenas ligeras para evitar que una digestión pesada entorpezca el descanso.
  4. Aprende a relajarte. Realiza alguna actividad placentera de vez en cuando con la que disfrutes, ya sea un deporte, algun hobby, etc.
  5. Reserva el dormitorio para descansar, relajarte y dormir. No instales televisión. Identifica tu habitación como un lugar para el descanso.
  6. No realices actividad física muy intensa antes de dormir, te costará relajarte y persistirá tu estado de alerta varias horas, lo cual te dificultará el sueño.
  7. Sé ordenado. Separa las horas de trabajo, horas para comer y horas para desconectar y relajarte.
  8. A ser posible, no te lleves los problemas del trabajo a casa. Esto genera gran estrés y no se desconecta nunca.
  9. Evita el alcohol y la cafeína. Generan taquicardia e insomnio. Sustituye algún café por infusiones relajantes a partir de la noche.
  10. El colchón es fundamental para conseguir un buen descanso. Su forma debe ser aceptable para nuestro organismo, ya que si dormimos sobre una superficie que nos resulta incómoda nuestra salud se verá afectada a corto o largo plazo. El colchón debe ser firme, homogéneo y adaptable. Se recomienda cambiarlo cada 10 años.
  11. No fumes. El fumador presenta diferentes problemas de salud, bronquitis crónica, problemas de respiración y síndrome de la apnea del sueño.