Alimentación para el crecimiento armónico de los escolares en una zona marginal de Caracas, Venezuela

En la Fundación Madre María Luisa Casar saben que crecer sano facilita el rendimiento escolar

En la Fundación Madre María Luisa Casar saben que crecer sano facilita el rendimiento escolar En la Fundación Madre María Luisa Casar saben que crecer sano facilita el rendimiento escolar play

Tener el estómago vacío puede lastrar las oportunidades de educación de un menor. Los niños que asisten al colegio en la Unidad Educativa Jenaro Aguirre Elorriaga viven en condiciones de pobreza extrema y, en la mayoría de los casos, los alimentos que reciben en la escuela son los únicos que ingieren durante todo el día.

Estos menores y sus familias, que viven en el Barrio 24 de Marzo, en Petare, una zona marginal de Caracas con un alto índice de desnutrición, sufren a diario la carencia de recursos económicos y la violencia que impera en la zona, en la que las bandas de traficantes de droga actúan impunemente.

En este entorno es muy difícil que los escolares tengan una alimentación equilibrada que les permita un desarrollo sano y por eso, la Fundación Madre María Luisa Casar ha puesto en marcha el proyecto Educación, plan nutricional y de salud que tiene el objetivo de dar a los escolares de la Unidad Educativa Jenaro Aguirre Elorriaga durante los meses del año escolar una alimentación equilibrada que les permita desarrollar sus potencialidades a pesar de las difíciles condiciones existentes en su entorno.

El proyecto ha establecido un programa de comedor escolar y de seguimiento de datos antropométricos para poder evaluar el estado nutricional de los niños y aplicar las correcciones necesarias. A aquellos que tienen carencias nutricionales se les brinda un complemento carbo-proteico, hierro, vitaminas y se aplica desparasitación tres veces al año. Además reciben atención pediátrica y odontológica en el ambulatorio médico de la escuela y se involucra a los familiares ofreciéndoles información sobre el tema nutricional, de manera que complementen en casa las prácticas impartidas en la escuela.

En el aula también se realizan actividades didácticas y educativas para mejorar el desarrollo motor e intelectual de los estudiantes y se refuerzan los conocimientos de nutrición y salud.

El objetivo de la Fundación es optimizar las condiciones de salud de la comunidad Jenaro Aguirre, mejorando los niveles de desnutrición de 1.360 personas e implantando medidas educativas que perduren en el tiempo. La fundación trabaja para que los niños de la U.E. Jenaro Aguirre crezcan sanos, reciban una buena educación y tengan la oportunidad de tener un futuro mejor.