Sistemas de Retención Infantil (SRI) 2018

Sistemas de Retención Infantil (SRI) Sistemas de Retención Infantil (SRI)

Los asientos y sillas infantiles, junto con los cinturones de seguridad, constituyen la medida más segura cuando los más pequeños circulan en un vehículo. Su efectividad a la hora de prevenir lesiones mortales o graves se sitúa entre el 50 y el 80%. La normativa sobre sistemas de retención infantil es muy clara y la DGT realiza de forma constante campañas para concienciar sobre la importancia del uso de los dispositivos de retención homologados. Pero no es suficiente; aunque en la actualidad casi el 90% de los niños utilizan sistemas de retención infantil, la realidad es que cerca de la mitad de los niños fallecidos en España en automóviles o furgonetas viajan aún sin ningún tipo de protección.

Únete a OBJETIVO CERO NIÑOS FALLECIDOS EN ACCIDENTES DE CIRCULACIÓN.

Infórmate. Salva Vidas.

A la hora de elegir el mejor sistema de retención infantil, hay factores determinantes a tener en cuenta. El principal es que el peso es siempre más importante que la edad, ya que es el peso el que determina la resistencia que debe ofrecer el asiento infantil.

Según la normativa R44/04, existen varios tipos de asientos infantiles, en función del peso del bebé o del niño:

GRUPO

PESO (criterio clave)

EDAD APROXIMADA (no debe usarse para elegir el tipo de asiento)

Grupo 0

Hasta 10 kg

Hasta aproximadamente los 9 meses

Grupo 0+

Hasta 13 kg

Hasta aproximadamente los 15 meses

Grupo I 

De 9 a 18 kg

Desde los 8 meses aproximadamente hasta los 3 ó 4 años

Grupo II 

De 15 a 25 kg 

Aproximadamente, desde los 3 hasta los 7 años

Grupo III

De 22 a 36 kg

Aproximadamente, desde los 6 hasta los 12 años


En los últimos años, la altura está ganado terreno como factor más importante a tener en cuenta. De hecho, la nueva norma R129 también conocida como ISize se basa en la altura para determinar que sillita es la correcta.

Te ayudamos a elegir la silla que necesitas.

Antes de encontrar la opción que mas se adapta a tus necesidades, es importante que nunca olvides que la edad es un criterio orientativo y que, en nuestras indicaciones, lo importante a tener en cuenta es el peso o, en caso de seguir la normativa R129 o iSize, la altura.

Adquiere siempre un sistema de retención infantil que esté debidamente homologado (R44/04 o R-129) y en un centro especializado donde te puedan informar y permitan probar la sillita en el coche.

De 0 a 13 kg (Grupo 0 y 0+) / De 40 a 85 cm y de 45 a 105 cm (i-Size)

Aunque la edad no es el factor determinante, en este grupo se incluyen los menores de hasta 15 meses aproximadamente.Grupo 0 ó 0+

  • Las sillas para bebés constituyen el tipo más habitual. Son las conocidas como “maxi-cosi” aunque este sea, en realidad, el nombre de un fabricante de asientos y productos infantiles. También se pueden utilizar capazos o cucos para recién nacidos. Se instalan en el asiento trasero en posición transversal, colocando la cabeza del niño hacia el interior. Sólo para los primeros meses.
  • Instala siempre la silla en los asientos traseros y mirando hacia atrás. Aunque debe ir así colocada hasta que el menor tenga 15 meses, recomendamos que sea hasta mínimo los 4 años de edad. En caso de usar un cuco o capazo, ponlo en el asiento trasero en posición transversal, colocando la cabeza del niño hacia el interior. Sirve sólo para los primeros meses.
  • El sistema de retención infantil elegido solo podrá ir en el asiento del copiloto si los asientos traseros están ocupados por otros niños con sillita, si el coche no tiene asientos traseros o si es imposible instalar sistemas de retención infantil en dichos asientos. En este caso, colócalo mirando hacia atrás y desactiva el airbag.
  • Los SRI se instalan con los cinturones de seguridad o, con el sistema isofix (si el coche cuenta con él). Sigue las indicaciones del fabricante para su correcta instalación.

De 9 a 18 kg (Grupo I) / hasta 105 cm (i-Size)

Insistiendo en el hecho de que la edad no es el factor determinante, en este grupo se incluyen los menores desde aproximadamente los 8 meses hasta 4 años. Si seguimos la normativa R129, la silla de coche para niños i-Size hasta 105 cm es para niños de 6 meses a 4 años aproximadamente.

Grupo I
  • Al igual que en el grupo anterior, la silla debe ir obligatoriamente instalada en los asientos traseros y mirando hacia atrás. Aunque debe ir así colocada hasta que el menor tenga 15 meses, recomendamos que sea hasta mínimo los 4 años de edad.
  • El asiento más seguro es la plaza central trasera.
  • Si un niño mirando hacia atrás va en el asiento del copiloto (por una de las excepciones recogidas en la normativa), acuérdate de que hay que desactivar el airbag delantero del acompañante.

De 15 a 25 kg (Grupo II) / más de 100 cm (i-Size)

Teniendo en cuenta que la edad no es el factor determinante, en este grupo se incluyen los menores con edades desde los 3 hasta los 7 años.

  • Grupo II
  • Para este peso, el SRI más adecuado es el elevador con respaldo. Hay que tener en cuenta que para este grupo el respaldo es obligatorio, tanto si se homologa bajo la R44/04 como si es bajo la R-129.
  • El niño se sienta sobre el asiento infantil y se abrocha el cinturón de seguridad del vehículo. Este tipo de asientos infantiles “eleva” a su ocupante de modo que el cinturón de seguridad del vehículo le ajuste correctamente, pasando por las zonas más resistentes de la anatomía del niño (las caderas, el esternón y la clavícula). La banda diagonal del cinturón debe pasar por encima de la clavícula y sobre el hombro sin tocar el cuello y la banda horizontal y lo más abajo posible sobre los muslos, nunca sobre el estómago o el abdomen.
  • Debe instalarse obligatoriamente en los asientos traseros (consultar normativa) y recomendable que sea en el asiento central trasero.
  • Aunque se instala con el cinturón de seguridad, algunas sillitas ofrecen la opción de acompañarlo con el sistema isofix (si el coche cuenta con él). Sigue las indicaciones del fabricante para instalar adecuadamente la sillita.

De 22 a 36 kg (Grupo III)

Aproximadamente desde los 6 hasta los 12 años (la edad no es el factor determinante sino el peso y la altura). 

  • Grupo III
  • Utiliza un elevador con respaldo que permite adaptar el cinturón de seguridad de 3 puntos del coche al sistema de retención.
  • Puede parecer que el niño es demasiado grande para una silla pero ten en cuenta que todavía no ha alcanzado la altura necesaria para llevar únicamente cinturón de seguridad.
  • El elevador debe ir colocado en los asientos traseros, preferiblemente en el asiento trasero central, y en sentido de la marcha.
  • Es muy importante la correcta colocación del cinturón de seguridad: la banda horizontal debe pasar por encima de la pelvis (nunca sobre el abdomen), y la banda diagonal por la parte media del esternón y la parte media de la clavícula (sin tocar el cuello).

Próximo paso:

Cinturón de seguridad. Cuando el niño pase los 36 Kg o los 135 cm de altura. Recomendamos seguir utilizando sistemas de retención hasta los 150 cm, es decir, hasta que el cinturón le quede correctamente ajustado.

¿Hay algún SRI que sirva para varios grupos de peso?

Si, es frecuente encontrar asientos de los grupos 0/I que pueden usarse desde el nacimiento hasta que el niño alcanza los 18 kilos de peso, o asientos de los grupos II/III que se pueden utilizar desde los 15 hasta los 36 kilos. Pero hay que tener en cuenta que, a medida que un asiento cubre más grupos de peso, cada vez resulta más difícil garantizar el mismo nivel de seguridad para todos ellos; por este motivo, es habitual que los asientos más seguros sean aquellos que sirven únicamente para un único grupo de peso.

Si sigues teniendo dudas sobre tu elección, infórmate. Merece la pena dedicar tiempo a la elección del SRI más adecuado; la vida de los menores que llevamos en el coche depende de ello.

Súmate al Objetivo Cero víctimas en la carretera.